Cordyceps sinensis, el hongo secreto tibetano

El hongo Cordyceps sinensis, también conocido como el “hongo de la oruga china”, procede del Tíbet, donde crece en alturas de hasta 5.000 metros.

En chino significa “insecto de invierno y hierba de verano” y es porque éste hongo parásito, crece sobre las larvas de una mariposa nocturna conocida con el nombre Hepialus armoricanus. La larva es colonizada por el hongo y la parte interna del cuerpo se llena de micelio. El micelio del hongo Cordyceps se desarrolla a partir de esporas existentes en el suelo. Durante el otoño se produce la infección de la oruga por parte del hongo, que penetra e invade su cuerpo mientras éste está enterrado en el suelo. El hongo para su crecimiento absorbe todos sus nutrientes del cuerpo de la oruga, hacia el verano del año siguiente, la infección provocada por el hongo ha matado a la oruga, y en su crecimiento ha consumido casi todo su cuerpo. El hongo que ha invadido el cuerpo del animal constituye un esclerocio y conserva la forma del cuerpo de la larva. De la cabeza de la oruga, que permanece enterrada en el suelo, surge una estructura erecta que emerge de la tierra y constituye el estroma, tiene unos 10 cm de alto, es de color azul oscuro o negro y contrasta con el verde de las altas praderas del Himalaya.

Si estas pensando comprar cordyceps, comprar extracto de cordyceps o cualquier otro producto elaborado con este hongo medicinal puedes encontrarlos aquí.

categorias-cordyceps

Descubre este hongo y otros más conocidos como Reishi, Shiitake, Maitake, … en nuestra tienda online de setas medicinales

Hoy en día la practica totalidad de la producción de Cordyceps destinada a consumo medicinal se produce a partir de micelio de este hongo.

Su uso se deriva a que los pastores de la meseta de Qinghai en el Tíbet observaron que los animales que comían este hongo tenían más vigor que el resto. Se puede encontrar entre los 3500 y los 6000 metros de altura y suelen ser muy escasos por lo que son muy apreciados. Crece principalmente en el Tíbet, y Japón, aunque también puede encontrarse en Estados Unidos, Nueva Zelanda, Australia, Canadá, Rusia, Italia, Kenia y Tanzania.

Junto a un gran número de vitaminas, oligoelementos y aminoácidos esenciales, el hongo de la oruga china también contiene polisacáridos valiosos. Hasta ahora, se conocen las sustancias cordicepina, opicordina y galactomanano, las cuales pueden tener una influencia estimulante sobre el sistema inmunitario.

cordiceps

Beneficios para la Salud del Corcyceps sinensis

Este extraordinario hongo se conoce especialmente como afrodisíaco. Estimula la actividad sexual y ayuda tanto con las disfunciones sexuales como una menstruación irregular por medio de sus efectos estimulantes sobre los órganos sexuales. Su influencia demostrada sobre el sistema neuroendocrino explica estos efectos. Cordyceps estimula la liberación de hormonas de la corteza suprarrenal y ayuda al organismo a reducir el estrés, el insomnio y la depresión.

Este hongo medicinal también lo toman de buen grado los atletas porque no sólo tiene un extraordinario efecto para mejor el rendimiento, sino que también mejora la regeneración muscular. Durante siglos, los atletas olímpicos asiáticos han consumido Cordyceps para mejorar el rendimiento en las competiciones y para recuperarse de rutinas de ejercicios extenuantes. Los científicos creen que los efectos de Cordyceps para mejorar la resistencia y el rendimiento están relacionados con las capacidades de oxigenación sanguínea de los órganos respiratorios del hongo y todo el sistema cardiovascular.

categorias-extractos-combinados

Cordyceps es útil para el dolor articular y muscular, así como para el reumatismo. Protege y fortalece los riñones, los pulmones y el hígado. Este hongo medicinal es igualmente eficaz para combatir la anemia, la debilidad y la fatiga crónica, así como en enfermedades respiratorias como el asma, y también como antibiótico natural para las infecciones bacterianas. Los estudios muestran que Cordyceps detiene la proliferación de Clostridium spp., mientras que no toca las bifidobacterias ni los lactobacilos, a diferencia de los fármacos utilizados en la medicina tradicional.

Asimismo,estimula el sistema inmunitario y se recomienda para el tratamiento del cáncer. También alivia notablemente los efectos secundarios de una radio o quimioterapia.

 

Related posts